Gracias por compartir
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest

 

Desde los tiempos pasados de Enseñanzas de Jesús, aprendimos que lo que pensamos lo manifestamos, recuerda que es tu actitud la que colabora con todo lo que te sucede. Si tienes creencias negativas piensa que estas dispuest@ a liberarlas. Sólo es un cambio de pensamiento. Recuerda que naciste para disfrutar la vida.
Haz la afirmación, que ahora estas dispuest@ a abrirte a la abundancia y a la prosperidad.

Decreto para atraer la abundancia

Yo soy la abundancia eternamente garantizada. Por ser el hijo de Dios, no me someto a ninguna circunstancia que esté por debajo del amor. Yo no permito en mi vida nada que no sea amor. Hasta ahora, mi ignorancia por no saber quien soy ha robado mi poder espiritual y he soñado que debo luchar para ser libre, pero hoy lo he recuperado y todo llega de manera natural y fluida.

No existe obstáculo entre la abundancia y yo, no hay fuerza en el Universo que se oponga a que mi vida esté colmad@ de riquezas internas y externas. Era solo mi mente con sus dudas y miedos que hoy y para siempre suelto. Nada, jamás puede faltarme porque así lo elijo. Mi Fe es infinita porque sé quién soy y el Cosmos entero me obedece, mientras me prosterno a sus pies agradeciéndole y amándolo. Me merezco lo mejor ahora; no mañana, y por eso sigo el llamado de mi corazón y las consecuentes acciones que debo realizar.

A partir de hoy, dejo de darle poder al mundo, a la sociedad y a mis circunstancias actuales y me demuestro a mi mismo que tengo el poder para atraer lo que necesito y merezco en todo momento. Yo soy el creador de mi realidad y elijo una vida digna en todas sus formas. Yo soy la suprema ley de atracción; la abundancia, la dignidad, el amor y la fe. Dios va a responder a mi llamado porque soy su hijo, porque me ama y porque su reino es también mi reino.

Fernán Makaroff

Agradece

Doy las gracias por el flujo ilimitado de cosas buenas en mi vida. Vibra en amor, en prosperidad, en abundancia, en alegría, en salud, en bienestar. Aprende a pensar positivamente. Las emociones positivas y los pensamientos atraen hacia ti energía positiva. Toma un tiempo tranquilo y reflexivo para pensar positivamente sobre lo que quieres, visualizalo, vívelo, agradece y haz algo al respecto. Ejercicio: Rompe ese pensamiento de limitación. Reflexiona y escribe en una hoja todas esas creencias negativas, por ejemplo: Pobre pero honrado, El dinero no crece en los árboles, Sólo quiero lo suficiente para salir adelante, Más dinero, más problemas. Sustituyelo por: Yo (nombre) abrazo desde este instante las energías de Abundancia Divina y acepto todos sus regalos. Soy merecedor de todo esa abundancia economica por cualquier conducto honesto, gracias Padre que ya me escuchaste, gracias Padre que ya me lo cumpliste. Amén.

Nota: Si alguno de las entradas publicadas, fotografías , tomados de Internet, tuviesen un uso limitado, rogamos a sus dueños que nos lo hagan saber y, si es su deseo, serán retirados inmediatamente. Respetamos su derecho y pedimos perdón anticipado.   Compartir es nuestro objetivo. Eso sí, recomendamos indicar su autor u origen. Todo el lo que se publica en este blog tiene como único fin el de compartir conocimiento, ayudar a la gente, y sobretodo informar de asuntos que para mí son muy importantes. Si algún autor o representante legal considera que la exposición de algún material en particular afecta sus derechos de autor, rogamos nos lo comunique con el fin de proceder a su retirada.